Datos personales

Mi foto
Estudiar Medicina supuso un gran esfuerzo y muchas horas de biblioteca, así que lo primero que fui es "Estudiante". Después empecé a trabajar y fui "medico", pero con minúsculas... aquello no era lo que yo pensaba y había demasiados obstáculos para ejercer una de mis pasiones. Vinieron los niños y fui "MADRE", en mayúsculas y a tiempo completo; en aquel momento no había sitio para nada mas. Menos mal que mi compañero sacó a la "Compañera de vida" que había en mí y poco a poco fue encontrando su hueco entre la "Madre", que empezó a ceder espacio, y el "Médico" que volvía a intentarlo. Después de casi una década de buscar el equilibrio entre la Mujer, la Madre y el Médico la vida me ha sorprendido de manera inesperada y me ha hecho perder el equilibrio y caer. Empiezo de nuevo este blog con la intención de que me cure por dentro, de sanarme y poder encontrar al fin el camino que me devuelva algo de sosiego.

miércoles, 7 de noviembre de 2012

Las botas frivolas

Hoy me ha venido a la mente esta escena de "Lo que el viento se llevó", una de mis películas y libros favoritos. En ella, Scarlett va a ver a Wilkes a la serrería y él pretende enseñarle los malos números que están haciendo, a lo que ella le responde que cuando estrena un sombrero tan bonito como este se le olvidan todas las cuentas.

Hoy he estrenado mis botas nuevas, una preciosidad, la verdad. Me quedan bien con todo, y lo digo con conocimiento porque llevo casi dos horas probándome modelitos y quedan fenomenal, jejeje.  Además he recurrido a ellas cada vez que alguien se ponía a enumerar todas y cada una de las cosas que nos están pasando últimamente a todos. Quizás haya parecido frívola por hablar de algo tan superficial como "botas" y "vestidos" con la que está cayendo, pero nada más alejado de la verdad. Haremos lo que haya que hacer para tirar pa'lante, pero por favor, con una sonrisa, que últimamente he descubierto que sonreír cura. :-)



No hay comentarios:

Publicar un comentario